• 繁體中文EnglishFrançaisDeutschItaliano日本語PortuguêsРусскийEspañol

FAB recibe nueva aeronave para búsqueda y salvamento

La Fuerza Aérea de Brasil 

La C-295 SAR de Airbus ampliará la capacidad operativa del Escuadrón Pelícano que cuenta con 60 años de funcionamiento.

 

La Fuerza Aérea de Brasil (FAB) tendrá ahora un refuerzo en la aviación de búsqueda y salvamento: se trata de la nueva aeronave C-295 de Airbus, en su versión de búsqueda y salvamento (SAR, por sus siglas en inglés), denominada SC-105 Amazonas SAR que será operada por el Segundo Escuadrón del Décimo Grupo de Aviación, el Escuadrón Pelícano (2.º/10.º GAV), cuya sede se encuentra en Campo Grande, en el estado de Mato Grosso del Sul, en la región centro-occidental de Brasil.

Llamada CS-105 Amazonas SAR en el ámbito de la FAB, la nueva aeronave es capaz de monitorear hasta 640 objetivos simultáneamente. (Foto: Fuerza Aérea de Brasil)

Antes de entrar en funcionamiento en Brasil, la aeronave realizará una serie de demostraciones en Asia y Norteamérica. La adquisición de las dos aeronaves C-295 SAR por parte de la FAB ascendió a un poco más de US$ 170 millones y el contrato incluye la capacitación para el personal y el mantenimiento, piezas de repuesto y equipos de SAR, además de la transferencia de la tecnología.

Para el Mayor Valdir Machado da Costa Júnior, miembro del proyecto CL-X2 de la Comisión Coordinadora del Programa Aeronave de Combate, la SC-105 Amazonas SAR será la más eficaz de las aeronaves que se emplean actualmente en las actividades de búsqueda y salvamento en Brasil. “La aeronave es capaz de realizar simultáneamente un barrido visual y un barrido electrónico de la zona”, puntualizó. El Mayor Machado agregó que, gracias a la capacidad de detección térmica y de acercamiento de la aeronave, se podrán confirmar avistamientos en cuestión de segundos.

La precisión de búsqueda se atribuye al radar Elta EL/M-2022A(V) Modelo 3, capaz de monitorear hasta 640 objetivos al mismo tiempo en un radio de 200 millas náuticas (aproximadamente 340 kilómetros), que permite detectar objetivos pequeños y seguir su movimiento en la superficie. El Mayor Machado también destacó que el sistema electro-óptico infrarrojo FLIR Star Safire III con el que está equipada la aeronave facilita las operaciones diurnas y nocturnas. “Mediante este sistema se pueden obtener imágenes a color y con una ampliación de hasta 18 veces; también cuenta con la capacidad para operar en entornos con baja iluminación en los que el sensor detecta el contraste térmico con una ampliación de hasta 71 veces”, señaló.

De acuerdo con el Teniente Coronel Jorge Marcelo Martins da Silva, comandante del 2.º/10.º GAV, la nueva aeronave representa una ganancia operativa importante para el cumplimiento de las misiones. “La presencia de mayor cantidad de ventanas de observación con respecto a la SC-105 Amazonas utilizada actualmente, aumenta las probabilidades de visualización del objetivo”, mencionó a modo de ejemplo. “Las tripulaciones podrán operar con anteojos de visión nocturna, lanzar botes, marcadores marítimos, así como también realizar lanzamientos de paracaidistas y bultos”, afirmó.

Para el Tte. Cnel. Martins, además de la búsqueda visual, la búsqueda electrónica representa otra ventaja de la nueva aeronave. “Los operadores podrán analizar las imágenes producidas en las consolas instaladas en la cabina del avión, llamadas Sistemas Tácticos Totalmente Integrados (FITS por sus siglas en inglés), o bien lo harán los especialistas que se encontrarán en el Centro de Apoyo a la Misión, sala ubicada en el Escuadrón Pelícano y equipada con computadoras que recibirán los datos a través de una transmisión de radio de alta frecuencia (HF, por sus siglas en inglés), o mediante señales de satélite en tiempo real desde la SC-105 SAR”, detalló.

Entrenamiento de efectivos

Para operar la aeronave, un grupo de efectivos realizó un entrenamiento en Sevilla, España. El Tte. Cnel. Martins explicó que el curso facilitó el primer contacto entre pilotos y operadores con la aeronave. “El curso tuvo dos fases: en la primera, seis especialistas en electrónica, electricidad y comunicaciones pasaron dos meses en Sevilla donde recibieron instrucción teórica y participaron en actividades aéreas. Posteriormente, para dar continuidad a la formación teórica, seis especialistas más viajaron a España, donde permanecieron dos meses.”

El Escuadrón Pelícano realiza misiones de búsqueda y salvamento desde hace 60 años. (Foto: Fuerza Aérea de Brasil)

De acuerdo con el Tte. Cnel. Martins, puesto que el 2.º/10.º GAV opera aeronaves C-295 desde 2009, los pilotos y graduados elegidos para la capacitación son instructores y tripulantes operativos de la aeronave. “La capacitación se enfoca en las diferencias entre los dos modelos, especialmente en los equipos de misión que se encuentran a bordo”. El entrenamiento se realiza en tres fases: dos de ellas en Sevilla y la tercera en Brasil, en el propio escuadrón.

Para el Sargento Segundo de Comunicaciones Pedro Henrique de Castro Antunes, quien realizó el curso de Operación del Sistema de Operaciones, en Sevilla, la mayor dificultad fue el idioma. “La dinámica del curso requería mucha atención en cada una de las explicaciones de los instructores. Pero hacia la segunda semana ya estábamos acostumbrados. Al final de los módulos, durante la última semana del curso se realizaron vuelos de práctica, para que pudiéramos aplicar los conocimientos adquiridos en el aula.”

La tercera fase del entrenamiento la impartirán instructores de Airbus en la sede del Escuadrón Pelícano, tras la llegada de la primera aeronave. El Tte. Cnel. Martins señaló que está previsto que el curso comience a principios de agosto. “Esta última fase abarcará la formación teórica de seis pilotos más y seis especialistas, además de complementar la instrucción aérea de los militares que comenzaron el entrenamiento en Sevilla.” La tercera fase concluirá con las prácticas de mantenimiento de los nuevos sistemas para todos los especialistas que participaron en las tres fases. “Para octubre de este año, todos los efectivos estarán debidamente capacitados”, garantizó el comandante de la unidad.

Sesenta años de actividad

El 2.º/10.º GAV, una de las unidades aéreas más antiguas de la FAB, cumplirá 60 años de actividad en diciembre de 2017. El Escuadrón Pelícano es el responsable de la búsqueda y salvamento en condiciones ordinarias o de combate, evacuación aérea médica, transporte aéreo logístico, socorro en vuelo e infiltración y expulsión aérea. Su zona de actuación es de aproximadamente 22 millones de kilómetros cuadrados.

La unidad opera con 120 militares navegadores aéreos, entre pilotos, mecánicos, operadores de equipos especiales, radioperadores, médicos, enfermeros, personal de rescate, paracaidistas y observadores SAR. En la actualidad, opera las aeronaves H-1H y SC-105 Amazonas, que gradualmente serán sustituidas por el H-36 Caracal y por la SC-105 Amazonas SAR, respectivamente, en el transcurso del segundo semestre de 2017.

Para el comandante Tte. Cnel. Martins, el 2.º/10.º GAV es el patrón de referencia en la prestación de servicios de búsqueda y salvamento. “Al cumplirse 60 años de existencia, el 2.º/10.º GAV operará los equipos más modernos de la aviación mundial, los helicópteros H-36 Caracal y las aeronaves SC-105 Amazonas SAR, que permitirán ampliar las posibilidades de encontrar el objetivo de búsqueda, ya sea por medios visuales o electrónicos, y de efectuar el rescate a cualquier hora y en cualquier condición meteorológica”.

El oficial explicó que el escuadrón tendrá un alcance superior para el cumplimiento de sus misiones. “Los H-36 contarán con la posibilidad de reabastecimiento en vuelo. Si bien ya nos encontrábamos al mismo nivel doctrinario de las mejores fuerzas aéreas del mundo, estos nuevos vectores colocan a la FAB a la altura de países como Estados Unidos, Canadá, Francia e Inglaterra en cuanto a la prestación de servicios de búsqueda y salvamento”.

 

Fuente: dialogo-americas.com

Facebook Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.